Etiquetas

TÉCNICA (394) ECONOMÍA (288) BIOLOGÍA (251) SOCIEDAD (246) POLÍTICA (232) TRANSCENDENCIA (210)

viernes, 8 de abril de 2011

Bóveda Catalana = Bóveda Extremeña = Bóveda Tabicada

http://www.youtube.com/watch?v=CiEQBboDE7s&feature=related
http://www.youtube.com/watch?v=-jofw-r99Mg
http://www.youtube.com/watch?v=UcOyDQfLIJA
http://es.wikipedia.org/wiki/B%C3%B3veda_catalanaFitxer:Catalonia Cabrils MasDeBaix VoltaCatalanaDeMocador.JPG

Es una técnica de construcción tradicional catalana. Consiste en cubrir el recinto o espacio mediante una bóveda de ladrillos colocados por la parte plana, es decir, por la cara de superficie mayor que forman el largo o soga y el ancho o tizón del ladrillo, en vez de hacerlo por cualquiera de las demás caras gruesas. Esta técnica, si el recinto a cubrir no era demasiado ancho o los albañiles no eran suficientemente hábiles, permitía construir con una cierta rapidez y sin usar cimbra, hecho este que entre otros motivó su amplia difusión y utilización. Con la bóveda catalana se podía cubrír con una sola luz el techo de las plantas bajas de las masías y de las construcciones urbanas populares como las «casas de cos», etc. A partir del siglo XIX se aplicó a las fábricas y naves industriales o a las construcciones nobles de los ensanches de la época de la industrialización como el Ensanche Cerdá de Barcelona. Para realizar un techo o una escalera o para cubrir espacios entre arcadas o paredes, etc., primero se hace una hoja o rosca con rasilla o ladrillos delgados colocados con yeso, encima se disponen una o más hojas de ladrillos y mortero de cemento, eso hace que sea mucho más ligera que les bóvedas construidas con otros sistemas. Normalmente se hacia con una cimbra delgada que se desplazaba o, muy frecuentemente sin cimbra ya que el yeso tiene un fraguado tan rápido que permite poner un ladrillo al lado de otro haciendo que se sostengan entre ellos lo cual hace innecesaria la cimbra o cualquier tipo de estructura de madera como encofrado provisional de la bóveda. La habilidad de los albañiles era el factor decisivo en la construcción de bóvedas tabicadas dado que la luz solía estar alrededor de los 20 a 30 palmos (entre 4 ó 6 metros, ya que 1 palmo de Barcelona es igual a 19,43 cm) y su flecha era de uno o dos palmos dependiendo de la comentada habilidad del albañil.  ... La bóveda catalana, usualmente tiene dos o tres capas de rasillas y ladrillos. Los cuales, en las mejores bóvedas se disponían desde la primera capa en esviaje, es decir a 45º respecto de la directriz o a las paredes o arcadas que la sustentan, mientras en los casos corrientes se dispone paralela a la generatriz o a los elementos de sustentación. La primera hoja de rasilla se realizaba con aglomerante de mortero de yeso o de cal o incluso cemento rápido, apoyando una rasilla entre otras dos por el ángulo recto haciendo crecer la construcción avanzando a la vez por tres lados en forma de lunetos en el caso de bóvedas esviadas a 45º, o avanzando desde los dos estribos hacia el centro en el caso de las bóvedas con los ladrillos paralelos a la directriz. La segunda capa se hacía disponiendo los ladrillos con las juntas de mortero de cal girada 45º respecto de la primera si ésta era paralela a las paredes o bien girando 90º la dirección de los ladrillos respecto a la primera hoja o capa esviada. La tercera capa, en su caso, era un doblado de la segunda, hecha igual pero girando 90º la dirección de los ladrillos.
"El (ladrillo) ha creado ese eficaz invento constructivo que es la bóveda tabicada; porque, con rasillas y yeso o cemento rápido, un albañil avezado es capaz de hacer, en pocas horas, la más variadas formas resistentes, sin otro herramental que gaveta y paleta. Ciertos pisos extremeños, son simples bóvedas rebajadas en rincón de claustro, cubiertas de tierra hasta el nivel del piso, y estribadas sobre gruesos muros, de ladrillo o de adobe, que la dureza del clima y la naturaleza del suelo aconsejan en aquellas regiones." Eduardo Torroja, "Razón y Ser de los tipos estructurales". Textos Universitarios